#ElBergantesNoSeToca

RIDE4_ #YOUR_RIGHT_S_

BCN-AGUAVIVA_

#Salvem_Lo_Rio

20140809_201906

 

INTERVIEW_

ARTICLE_

Desde Barcelona en bicicleta en defensa del río Bergantes

PLATFORM_

Logotipo_03

SIGN_

Frena el proyecto de embalse de Aguaviva

DOCUMENTARY_

ARA_TER_AGUAVIVA_

800px-Bandera_de_Aguaviva.svg

 

DEMONSTRATION_

Manifestación el domingo 10 de agosto en Aguaviva
La plataforma vecinal ‘El Bergantes no se toca’ convoca una manifestación el próximo domingo 10 de agosto en Aguaviva para frenar el proyecto del Embalse de Aguaviva promovido por la Confederación Hidrográfica del Ebro en el cauce del río Bergantes, por los siguientes motivos:
 
EL IMPACTO DEL EMBALSE DE AGUAVIVA
 
El embalse de Aguaviva supondría una grave afección ambiental y social en todo el territorio del valle del Bergantes, declarado Lugar de Interés Comunitario (LIC), dentro de la Red Natura 2000, por la Unión Europea por sus valores naturales, ecológicos y paisajísticos, y que cuenta además con la zona de baño ‘Cananillas’, reconocida por su estado de conservación y calidad de sus aguas por el Ministerio de Sanidad. Se trata pues de un río vivo y conocido como uno de los mejor conservados y hermosos, lo que además propicia un floreciente turismo en la zona.
 
La propia vida del pueblo de Aguaviva a medio-largo plazo correría grave peligro, ya que las numerosas expropiaciones y la reducción de recursos económicos disponibles motivarían la destrucción de numerosos puestos de trabajo en el medio rural, con graves consecuencias en los sectores agrícola-ganadero, industrial y de servicios. 
 
Asimismo, se debería tener en cuenta el valor del río Bergantes como seña de identidad de los aguavivanos; no en vano, el nombre de Aguaviva tiene sus orígenes en sus aguas y es el símbolo de la localidad. La estrecha vinculación de río, naturaleza y paisaje genera valores intangibles de identidad del territorio y de sus gentes que resultan irrenunciables. Valores que hacen del ‘riu menut’, nombre con el que suelen referenciar los vecinos al Bergantes, sea el río de los recuerdos, de las vivencias, de los sentimientos y, en definitiva, de su vida. ¿Se le puede poner precio a un espacio natural único, a una identidad, a un paisaje o a una dignidad como pueblo? La respuesta es rotunda, no.
 
HAY ALTERNATIVAS
 
Es posible solucionar los problemas de seguridad de la presa de Calanda y de los pueblos aguas abajo de ésta con actuaciones viables y más sostenibles en todos los sentidos, las cuales están acreditadas por técnicos independientes procedentes de diferentes universidades españolas y han sido recogidas en un reciente informe publicado por la Fundación Nueva Cultura del Agua (FNCA).
 
Así pues, entre las alternativas que se plantean figuran la ejecución de unos nuevos aliviaderos en la presa de Calanda, cuyo proyecto está redactado y en poder de la CHE, que permitieran un mayor desagüe, o por una solución mixta de recrecimiento de la presa y ampliación de aliviaderos. Estas soluciones se complementarían con otras no estructurales, algunas de las cuales no han sido ni siquiera estudiadas, basadas en la ordenación del territorio y recuperación del Dominio Público Hidráulico, sobre todo en el Guadalope, que permitieran una laminación natural de las avenidas, y también de una gestión adecuada de la cuenca en caso de crecidas, lo cual no se ha producido en los últimos episodios, como el ya famoso de octubre del año 2000. 
 
La Directiva Marco del Agua indica que la protección del río no permite la construcción de un embalse en su cauce, y que sólo se podría llevar a cabo una actuación con motivos de seguridad para las personas, pero con el condicionante de que no haya alternativas sin esa afección ambiental. 
 
DIÁLOGO Y PARTICIPACIÓNSe ha despreciado e ignorado a las gentes del territorio por parte de la Confederación Hidrográfica del Ebro, que ha elaborado este proyecto totalmente de espaldas a los afectados, sin ningún tipo de diálogo e intentando pasar por encima de los mismos como un auténtico rodillo.Siguiendo el ejemplo reciente y cercano del río Matarraña, vecinos, usuarios, colectivos e instituciones públicas deberían ser convocados a un proceso participativo en el que se deberían presentar y debatir las claves de una estrategia que podría hacer compatibles la seguridad delas personas, la sostenibilidad de los ecosistemas, las actividades e intereses económicos del turismo en el Bergantes, la producción agraria y la generación eléctrica, con amplios niveles de aceptabilidad social.El Foro Técnico y Ciudadano de febrero en Alcañiz, organizado por ‘El Bergantes no se toca’ y la FNCA, que contó con la participación de Confederación, técnicos independientes y agentes sociales, fue una gran experiencia en ese sentido.
POR TODO ELLO, NOS MANIFESTAMOS EL 10 DE AGOSTO PARA EXIGIR:
 
– Que se descarte de manera definitiva e irreversible el proyecto del Embalse de Aguaviva, por sus graves afecciones ambientales, sociales y económicas en todo el territorio del valle del Bergantes.
 
– Que se tomen de manera inmediata las medidas que redunden en la seguridad de la presa de Calanda y de las poblaciones aguas debajo de la presa: actuaciones en la propia presa que aseguren su capacidad de desagüe, intervenciones basadas en la ordenación del territorio y recuperación del Dominio Público Hidráulico, y gestión adecuada de la cuenca en caso de avenidas.
 
– Que se abra un proceso de participación y diálogo con el territorio, con vecinos, usuarios y entidades públicas de toda la cuenca, que garantice actuaciones de consenso en aras de solucionar la problemática en cuestión.

2 thoughts on “#ElBergantesNoSeToca

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s